CON FIRMA. “Tanta paz lleves como descanso dejas. En torno a la compraventa del Hospital de Torrejón”, por Mónica Alloza y Miriam Eimil

0

Sanitas dice adiós al hospital de Torrejón. Y lo dice mediante un correo electrónico a todos sus empleados, casi con nocturnidad y alevosía. Casi, porque lo hace por la tarde, sin una comunicación formal escrita o verbal al comité de empresa o a los mandos intermedios del hospital.

Llevamos meses de rumores de venta, rumores que eran casi clamores. Rumores desmentidos una y otra vez mientras asistíamos a movimientos de partida de ajedrez, que parecían claras señales a favor de la venta. Pero se seguía negando y negando.

Los representantes de los trabajadores hemos sido convocados y desconvocados por la empresa sin explicaciones en varias ocasiones en las últimas semanas. En las ocasiones en las que nos hemos podido reunir con Sanitas durante 2018, todas nuestras propuestas han recibido un no por respuesta. Las que tenían coste económico y las que eran a coste cero.

Y en todo este tiempo, el clima de incertidumbre no hacía más que acrecentarse.

¿Son estas las formas de una gran multinacional para con sus empleados? ¿Es posible que una despedida sea tan mal gestionada por una empresa que dedica mucho empeño a cuidar de su gente, o al menos eso nos publicita, mediante su imagen comercial “People”? Somos “héroes cotidianos” según Sanitas. Tenemos un programa “Smile” para fomentar hábitos saludables, un sistema de reconocimiento de excelencia de trabajadores, y mil y una iniciativas más. Pero son una carcasa vacía, un envoltorio de colores brillantes que nada tiene que ver con la realidad del día a día: indiferencia por las necesidades de los trabajadores y, más escandaloso si cabe, indiferencia empresarial por la calidad de la medicina, calidad que se ha mantenido gracias al esfuerzo de los profesionales del centro:

  • En estos 6 años hemos sido parte de Sanitas para lo que les ha interesado, fundamentalmente para funcionar según su esquema empresarial. Pero hemos sido trabajadores de Torrejón Salud cuando hemos demandado poder disfrutar de las ventajas que tienen los empleados de Sanitas de otros centros hospitalarios.
  • En estos 6 años Sanitas no ha terminado de entender el modelo de colaboración público-privada. No ha terminado de asumir que somos un hospital que presta servicio público y que se asemeja más a la gestión directa que a las clínicas privadas. No han crecido las especialidades médicas que habitualmente no forman parte del modelo privado, y así, a pesar del gran incremento de demanda y de actividad, determinados servicios cuentan con la misma plantilla que cuando inauguramos el hospital, con la gran sobrecarga que esto supone para los profesionales.
  • En estos seis años el poder adquisitivo de los médicos se ha resentido. El aterrizaje de Sanitas fue duro para los facultativos: supuso casi medio año de negociación para finalmente recortar nuestras retribuciones y cambiar el modelo de objetivos. Nos impusieron unos incentivos ligados al resultado económico del hospital, que no depende de nuestra labor como profesionales, y que nos han repercutido negativamente durante varios ejercicios, a pesar de nuestro esfuerzo y dedicación.
  • En estos seis años hemos asistido a una gran fuga de médicos como consecuencia de todo ello, y como respuesta sólo recibimos un encogimiento de hombros de nuestros interlocutores. No ha resultado muy incentivador seguir fieles al proyecto del hospital, cuando la vocación docente y de investigación se ha descuidado y sólo han primado los criterios empresariales.

Y para guinda del pastel, se van por la puerta de atrás, sin más explicaciones que un correo electrónico genérico, en el que ni siquiera nos informan de cuál será el nuevo accionista mayoritario. Muy malas formas, muy poco elegantes para decir adiós.

Así que, tras estos seis años, desde esta tribuna, les deseamos que les vaya bonito. Y esperamos que a los médicos de Torrejón también nos vaya mejor. Lo han dejado fácil….

Mónica Alloza Planet y Miriam Eimil
Especialistas en Radiodiagnóstico y Neurología, Hospital Universitario de Torrejón. Delegadas AMYTS del Comité de Empresa

Compartir:

Deja una respuesta

¡Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia en esta web! Si sigues navegando, consientes y aceptas estas cookies en tu ordenador, móvil o tablet. Más información sobre las cookies y cómo cambiar su configuración en tu navegador aquí.

x