REINO UNIDO, DINAMARCA. El médico como chivo expiatorio de las deficiencias estructurales

0

Las consecuencias del caso Bawa-Garba continúan siendo actualidad. El encuentro de Comités Locales de la Asociación Médica Británica en Liverpool hace unos días la escuchado, de boca del presidente de su comité de Medicina General, Richard Vautrey, un nuevo toque de atención al General Medical Council, que suspendió indefinidamente a la Dra. Bawa Garba. Para el Dr. Vautrey, no se trata de buscar “chivos expiatorios” para ocultar las deficiencias del sistema sanitario, sino de afrontar valientemente esas deficiencias y ponerles solución. Y algunos expertos reunidos en dicho encuentro abogaban incluso por recomendar a los médicos generales que suspendan los ejercicios de práctica reflexiva que realizan dentro del proceso de validación profesional hasta que el Consejo garantice la seguridad de dichas reflexiones.

En la misma línea de protesta contra la persecución del médico como chivo expiatorio se está pronunciando la Asociación Médica de Dinamarca por el caso Svendborg, en el que se acusa de negligencia grave a un médico por la muerte de un paciente diabético después de que transcurrieran 24 horas desde su ingreso sin haber valorado una glucemia; al parecer, el médico hizo la solicitud de forma verbal a la enfermera, pero finalmente esa determinación no se realizó y el médico no volvió a preguntar por ella hasta pasado ese tiempo. El caso está ahora en apelación en el Tribunal Supremo danés.

Se da la circunstancia que, en este país, el gobierno puede, a través de la Junta de Seguridad del Paciente, suspender el ejercicio del médico de forma inmediata y sin posibilidad de apelación, por lo que la Asociación Médica ya lleva un tiempo reclamando una reforma legal del proceso. En una revisión del mismo, un 20% de los procedimientos iniciados en la Junta de Seguridad del Paciente acaban en sanción contra el profesional, mientras que tan sólo un 5% de los que se inician contra déficits organizativos acaban en una medida contra las instituciones sanitarias. Para la Asociación Médica, esto muestra un claro desequilibrio. Según Andreas Rudkjøbing, presidente de la Asociación, una nueva sentencia condenatoria dejaría claro que el marco legal es inadecuado para el ejercicio de la Medicina.

Compartir:

Deja una respuesta

¡Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia en esta web! Si sigues navegando, consientes y aceptas estas cookies en tu ordenador, móvil o tablet. Más información sobre las cookies y cómo cambiar su configuración en tu navegador aquí.

x