CON FIRMA. “Prevención secundaria, también en relación a la precariedad”, por Lola Temprano

0
187 Dolores Temprano 3x3 cm

Los sanitarios sabemos que lo mejor para la salud no es curar la enfermedad, sino prevenirla. Esto es lo que se denomina estrictamente prevención primaria, atacar la enfermedad desde los factores que la determinan o desarrollan.

Los sanitarios sabemos quien era Lalonde, y sabemos que la prevención es lo más eficaz y eficiente.

Los santarios sabemos que, cuando la prevención primaria no es posible o no se aplica, y ya tenemos instaurada la enfermedad (precariedad laboral), aún quedan medidas preventivas.

Los sanitarios sabemos que con un diagnóstico precoz, o incluso con un tratamiento precoz, estamos evitando daños mayores en la salud del individuo. Esto es prevención secundaria.

Los sanitarios sabemos que cuando el caso está avanzado o con muy mal pronóstico (5000 facultativos temporales en Madrid y sin OPE entre un mínimo de 7 años y un máximo de 15 años, ver Tabla), aún se puede hacer prevención, una prevención terciaria que limite el daño y/o rehabilite al paciente.

Tabla. Listado de categorías y situación laboral actual en la Comunidad de Madrid.  En gris aparecen las categorías que no han tenido OPE tras la convocatoria extraordinaria de 2001. Las tonalidades de amarillo a rojo muestran el índice de precariedad.

Tabla. Listado de categorías y situación laboral actual en la Comunidad de Madrid.
En gris aparecen las categorías que no han tenido OPE tras la convocatoria extraordinaria de 2001. Las tonalidades de amarillo a rojo clasifican el índice de temporalidad.

En el ámbito sanitario esto es bien conocido, porque es nuestro día a día, pero no parece ser así dentro de la Administración Sanitaria, por muchos Consejeros médicos que hayamos tenido. Y explico un poco como está la paciente (precariedad) en Madrid.

Como se aprecia en la Tabla, hay algunas especialidades que, desde la OPE extraordinaria (2001), no han tenido un proceso “anti-precariedad” (es decir, OPE), y otras desde 2009. En la primavera de 2015 se publicó una oferta pública en Madrid para las categorías de facultativos señaladas en la tabla, y en la Mesa Sectorial donde se negociaban las características de esas convocatorias “anti-precariedad “ AMYTS se quedó SOLA, argumentando y renegando contra unas bases aún en borrador, al que se podía haber aplicado prevención secundaria si “todos” los presentes hubiesen hecho los deberes que yo he hecho en solo una noche al confeccionar la tabla, pero, como digo, los lamentos de mis representantes no fueron atendidos ni apoyados, ni incluso después de realizar alegaciones, y nos encontramos con que la paciente (doña precariedad, que a estas alturas ya se ha ganado el respeto) se estaba poniendo más malita. Aún así seguimos pidiendo esa intervención precoz, y la Asamblea de Madrid se comprometió a cuidar de forma especial a las categorías de especial riesgo (mas de 15 años sin OPE, o nunca con OPE), solicitando al Consejo de Gobierno a estudiar su situación.

Muchos de los afectados hemos seguido intentando conseguir una prevención secundaria: dentistas, higienistas, informáticos, logopedas, con el apoyo de AMYTS (que debe ser el único que conoce los grados de prevención). Y nos encontramos en otoño de 2016 , con otro Consejero médico y con otra Dirección General de Recursos Humanos que nos han abocado casi a una situación de prevención terciaria ya, es decir, de necesidad de una limitación del daño ya realizado y/o rehabilitación.

Tanto yo, como todos los facultativos temporales de las categorías afectadas por esta OPE 2015, pedimos que se apliquen las medidas de prevención secundaria oportunas aún a tiempo, puesto que existe un agravio comparativo notable con otras categorías (como es el caso, por ejemplo, de las de médicos, pediatras y enfermeras de AP, que han tenido OPEs en los años 2005, 2008 y 2012, además de la consolidación de 2001) para conseguir estabilidad en el empleo al cambiar unas bases de la noche a la mañana, unas bases que no existen ni parecidas en ninguna otra comunidad en el sector sanitario.

Nivel de temporalidad acumulado en las especialidades

,Nivel de temporalidad acumulado en las especialidades

Por todo ello, desde esta tribuna que me permite AMYTS, solicitamos que, siendo trabajadores con demostrada implicación, merito y capacidad (si no, no estaríamos aquí) que nuestra Consejería ponga los medios oportunos para no tener que aplicar remedios paliativos o rehabilitadores, que, visto lo publicado en sentencias estas semanas, será gasto de dinero público a través de indemnizaciones por no haber sido nadie lo suficientemente diligente a tiempo, y solo se nos alegue una igualdad que, como queda demostrado, no es tal.

Compartir:

Deja una respuesta

¡Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia en esta web! Si sigues navegando, consientes y aceptas estas cookies en tu ordenador, móvil o tablet. Más información sobre las cookies y cómo cambiar su configuración en tu navegador aquí.

x