Los profesionales demandan un modelo de retribución adaptado a los nuevos tiempos

0

Un modelo de retribución adaptado a los nuevos tiempos y dirigido desde el Ministerio de Sanidad. Eso es lo que demandan los profesionales y uno de los consensos a los que debe llegar el Consejo Interterritorial, según el acuerdo firmado entre Sanidad y el Foro de la Profesión Médica. El Interterritorial acordó hace dos años aumentar el peso de la parte variable en la retribución del médico hasta un 25 por ciento, cambio que contó con el apoyo del Consejo Asesor de Sanidad. Pero son las comunidades autónomas las que tienen la competencia para establecer la importancia del cumplimiento de objetivos dentro del salario. DIARIO MÉDICO ha consultado con las autonomías sobre la necesidad de un cambio de modelo que incentive más al facultativo y, en general, las que han respondido se unen al llamamiento de los profesionales para que se establezca un marco común en cuanto qué variables evaluar.

Con diferentes matices respecto a la necesidad de respetar las competencias autonómicas, Castilla y León, Andalucía, Extremadura, Canarias, Murcia y Valencia sostienen que es necesario establecer un marco común desde Sanidad respecto a la parte variable de las retribuciones y en concreto sobre los parámetros para valorar el rendimiento. Cataluña y Madrid, por el contrario, defienden la conveniencia de que se trate de una competencia autonómica y el modelo responda a las realidades de cada lugar.

La situación del complemento de productividad variable difiere mucho en cada comunidad: los médicos no perciben este complemento salarial en Aragón, Baleares, Asturias, Cantabria, Extremadura, Castilla y León, Murcia ni en el País Vasco. Estas dos últimas "absorbieron este complemento a otros conceptos entre 2003 y 2004 durante el proceso de homologación de sueldos en el Sistema Nacional de Salud. Otras lo han quitado por los ajustes presupuestarios", explica Vicente Matas, coordinador de Estudios del Sindicato Médico de Granada. (…)

CESM y CCOO trabajan con esquemas sobre la proporción entre la parte fija del salario y la variable parecidos a los que se proponen en el Interterritorial. (…) Francisco Miralles, secretario general de CESM, se remite al capítulo sobre las retribuciones de la propuesta sobre gestión clínica de este sindicato y considera que sus principios pueden extrapolarse a todo el SNS. Miralles defiende con firmeza que los incentivos estén vinculados a la cobertura de la cartera de servicios y a criterios de calidad, y no simplemente al ahorro económico.

Posibles riesgos

¿Es peligroso aumentar la parte variable de las retribuciones hasta el punto de que suponga una cuarta parte del sueldo del facultativo? Miralles entiende que no, pues "para que el médico esté motivado y se sienta útil, su trabajo debe repercutir en sus retribuciones". El secretario general de CESM señala que "las discrepancias surgen cuando se imponen objetivos vinculados al ahorro o se retraen de las retribuciones fijas. El complemento por objetivos debería tener asignado un presupuesto propio".

Fuentes: DIARIO MÉDICO, 17-03-2014

Compartir:

Deja una respuesta

¡Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia en esta web! Si sigues navegando, consientes y aceptas estas cookies en tu ordenador, móvil o tablet. Más información sobre las cookies y cómo cambiar su configuración en tu navegador aquí.

x