El Observatorio Pediátrico de AP informa sobre graves deficiencias en la formación de los residentes

0

La formación de los residentes de Pediatría en Atención Primaria contiene graves deficiencias, según se desprende de una encuesta elaborada por el Observatorio Pediátrico de Atención Primaria (AP) a partir de las respuestas de pediatras distribuidos por los 57 centros de salud regionales acreditados para la docencia de pediatría, cuyos resultados se han puesto en conocimiento de la Comunidad de Madrid.

► El dato más significativo de dicha encuesta es que hasta en un 57,7% de los casos no se cumple la rotación obligatoria de 3 meses por Atención Primaria que establece el programa formativo de la especialidad, en vigencia desde el año 2006; sino que se observa una gran disparidad entre los distintos hospitales de la Comunidad. Tres de cada cinco pediatras que se forman en los hospitales públicos de Madrid recibe una deficiente formación en AP, lugar donde más pediatras faltan.

► A pesar de que los pediatras de AP realizan una labor docente importante, tanto para los pediatras como para los médicos de familia, ningún pediatra de AP tiene acreditación como tutor ni como colaborador docente, por lo que esta actividad no tiene valoración oficial curricular ni profesional, no recibiendo ningún tipo de compensación por su tarea formativa docente.

► Solo un miembro de las diferentes Comisiones de Docencia de toda la Comunidad de Madrid es pediatra de AP.

► Un 17% de los residentes de pediatría solicitaron hacer una segunda rotación voluntaria por atención primaria en su último año de residencia.

El Observatorio Pediátrico concluye que es imprescindible regularizar y adecuar a la normativa las rotaciones de los residentes de pediatría de los hospitales madrileños y que sería positivo valorar adecuadamente la labor docente de los pediatras de AP y darles cabida en las Comisiones o Subcomisiones de Docencia. Es un dato esperanzador para la pediatría de AP, y por lo tanto también para los niños madrileños, que uno de cada cinco residentes de pediatría consideren importante la rotación por este nivel cuando están finalizando su residencia.

Además, el Observatorio advierte sobre las dificultades que se ponen a las enfermeras para que realicen actividades preferentemente pediátricas, y en consecuencia, para obtener acreditación en dicha especialidad. El Observatorio recuerda que la nueva resolución que regula los requisitos de acreditación de las Unidades Docentes Multiprofesionales (UDM) de Pediatría establece que en sus dispositivos de AP (los centros de salud), haya al menos un médico especialista en pediatría y un especialista en enfermería pediátrica.

En este sentido, denuncia que es difícilmente comprensible que no se permita una actividad de probada eficacia y popularidad como es la labor de la enfermería pediátrica en la atención primaria de salud de la población infantil y a la vez se exija dicha actividad para completar la formación de los futuros especialistas, tanto de pediatría como de enfermería pediátrica.

“En el resto de comunidades autónomas se ha respetado el trabajo de las enfermeras con dedicación infantil exclusiva. Sería una pérdida irremplazable para las familias de nuestra comunidad si no pudieran acreditarse para la formación en especialidades infantiles muchos centros de salud de nuestra comunidad” – señala.

Según ha podido percibir el Observatorio la administración sanitaria de la Comunidad de Madrid parece que está abierta a buscar soluciones a estos problemas.

El Observatorio Pediátrico de Atención Primaria (AP) vio la luz el pasado 7 de junio de 2011, constituido por las Sociedades Científicas de Pediatría de Madrid (la Sociedad de Pediatría de Madrid y Castilla-La Mancha –SPMYCM-, La Sociedad de Pediatría Extrahospitalaria y de Atención Primaria –SEPEAP-  y la Asociación Madrileña de Pediatría de Atención Primaria –AMPap-), la Asociación de Médicos y Titulados Superiores de Madrid (AMYTS) y pediatras miembros de la Mesa de AP del Colegio de Médicos. La finalidad de dicho observatorio es vigilar y alertar de la problemática asistencial y laboral de los pediatras de los Centros de Salud de Madrid, intentando de esa manera, optimizar la calidad de la asistencia a los niños y adolescentes de nuestra comunidad.

Fuentes: AMYTS

Compartir:

Deja una respuesta

¡Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia en esta web! Si sigues navegando, consientes y aceptas estas cookies en tu ordenador, móvil o tablet. Más información sobre las cookies y cómo cambiar su configuración en tu navegador aquí.

x