EDITORIAL. “Cuidar al que nos cuidará”, por Daniel Bernabeu

1
137 Daniel Bernabeu 3x3 cm

El pasado 21 de mayo finalizó la elección de especialidad para aquellos que superaron la dura prueba del examen MIR 2019. Enhorabuena a todos los que pudieron elegir la especialidad deseada; y mucho ánimo para aquellos que están en una especialidad no tan ansiada, pero que a buen seguro sabrán encontrarle gusto y placer. La Medicina es así de atractiva, rica en facetas y posibilidades, incluso en los lugares y escenarios más insospechados; esperando la curiosidad, el tesón y el buen hacer del futuro especialista.

Durante todo el mes de junio los hospitales madrileños han estado recibiendo a los nuevos residentes. En todos ellos se han organizado los habituales cursos, de una semana de duración, en los que se les ha introducido en los aspectos más relevantes de su ejercicio profesional en el hospital y en las peculiaridades propias de cada centro: Urgencias, seguridad, ética, protección, .…

AMYTS, un año más, ha hecho un enorme esfuerzo para estar en todas las presentaciones de los nuevos residentes y dar a conocer su mensaje: los derechos y el cuidado de los médicos empieza desde la residencia. El trabajo de la Dra. Sheila Justo, presidenta del sector de médicos jóvenes y MIR, ha sido ingente. Prácticamente todos los hospitales de Madrid han contado con su presencia en charlas y coloquios, para y por los nuevos residentes.

La formación del residente engloba, ineludiblemente, aspectos tanto docentes como laborales. Estos últimos han sido tradicionalmente descuidados, y son conocimientos que se están transmitido pasivamente desde la experiencia cotidiana de convivir con adjuntos, tutores y docentes, que representan el modelo a seguir e imitar. Y es precisamente aquí donde constatamos que se está transmitiendo un aprendizaje laboral basado en la “normalización” de numerosas aberraciones: la precariedad, la arbitrariedad en las contrataciones, la masificación de las consultas, la inseguridad jurídica, la arbitrariedad administrativa y un largo etcétera. En definitiva, un aprendizaje laboral en el que se desarrolla subrepticiamente un estado de indefensión aprendida, que nos hace dóciles y escasamente combativos a la hora de defender nuestros derechos.

AMYTS quiere romper ese círculo vicioso en el que se ha instalado el actual maltrato laboral hacia médicos y sanitarios. Y creemos que la mejor manera de actuar es llegar a los que serán futuros médicos especialistas, a los nuevos residentes, para decirles, para explicarles que existen alternativas al actual modelo laboral de precariedad y maltrato. Que igual que hay que ser exigentes con su responsabilidad hacia los pacientes, y con el aprendizaje de las técnicas y conocimientos propios de su especialidad, también hay que serlo en la enseñanza de sus derechos, en el valor del grupo como estrategia de defensa, y en las limitaciones del individualismo. Si realmente queremos formar equipos, tenemos que aprender a trabajar colaborativamente, lo que también implica saber defendernos como colectivo; y debemos conocer y aprender las herramientas que tenemos a nuestra disposición.

AMYTS es una de esas herramientas, en las que un gran equipo humano y jurídico intentará dar respuesta a vuestras dudas, ayudaros en vuestras decisiones y defenderos en vuestros derechos; aprender a utilizar AMYTS como una herramienta más del trabajo médico profesional es fundamental desde el principio. El Comité de Empresa (CE) para el personal laboral en formación (MIR) es otra de las herramientas que empiezan a consolidarse con la participación activa de nuevos residentes, que van tomando conciencia de sus carencias laborales y del futuro poco halagüeño que les espera (reflejado en sus adjuntos) si no toman cartas cuanto antes en la defensa de sus intereses. El CE es su representante legal ante las Administraciones, y dispone de todas las capacidades que la ley otorga a los representantes de los trabajadores. Y AMYTS está ahí, con ellos.

Los MIR son nuestro futuro, y nuestra responsabilidad es que adquieran las habilidades necesarias para dignificar la profesión médica y defender sus derechos laborales. Cuidar al que nos cuidará, es nuestra gran misión.

Daniel Bernabéu Taboada
Especialista en Radiodiagnóstico, H. U. La Paz. Vicepresidente de AMYTS

Compartir:

1 comentario

Deja una respuesta

¡Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia en esta web! Si sigues navegando, consientes y aceptas estas cookies en tu ordenador, móvil o tablet. Más información sobre las cookies y cómo cambiar su configuración en tu navegador aquí.

x