Diario AMYTS del coronavirus, 26 de mayo de 2020

0

Definitivamente, el seguimiento de las cifras ministeriales se ha complicado ligeramente con el nuevo método de notificación individualizada, ya que la cifra que aparece como número de casos diagnosticados en el día previo es tan sólo una pequeña parte de los casos nuevos notificados ese mismo día, como pasaba hasta ahora en el caso de Madrid. Así, mientras a nivel nacional se constatan 194 casos diagnosticados en el día previo, en la cifra total aparecen 859 más que en el documento de ayer, pero sólo 487 más que dos días antes, debido al ajuste de sistema de notificación que se produjo ayer.

Estamos, por tanto, en medio del proceso de clarificación de datos, y tendremos que esperar unos días para valorar la tendencia de la infección. Por eso, hay que seguir con la prudencia y las medidas de distanciamiento social: no queremos que la irresponsabilidad de algunos (o de muchos) nos lleve de nuevo a una situación de dolor y muerte de la ciudadanía, y de sufrimiento y tensión como los que hemos vivido a los profesionales sanitarios. Es imprescindible un trabajo de concienciación social, pero también un refuerzo de las sanciones cuando se incurra en comportamientos de riesgo como algunos de los que estamos contemplando, que podrían incluso constituir algún tipo de delito contra la salud pública. Porque igual los sanitarios no están dispuestos a volver a jugársela en caso de “rebrote por irresponsabilidad”…

Y es que han sido muchos los profesionales afectados por la crisis COVID. En el ámbito del SERMAS, y según los últimos datos facilitados por la Dirección General de Recursos Humanos tras las denuncias interpuestas por AMYTS ante Inspección de Trabajo, la categoría profesional más afectada por la infección COVID-19, con un porcentaje de afectación de casi un 20%, es la de los médicos. El resto de datos muestran una menor afectación de otros grupos profesionales expuestos a los pacientes, y llega a ser mínima (aunque siempre importante) en los profesionales del grupo administrativo, lo que concuerda con la idea de que el riesgo de exposición profesional (reforzado por la carencia de equipos de protección) es el factor más importante en el contagio de nuestros sanitarios.

Y en este tema del riesgo de contagio es inaudito que aún siga produciéndose la situación de “camas calientes” entre nuestros residentes, que llevamos denunciando varios meses, que fomenta el contagio entre profesionales, y ante el que algunas instituciones y administraciones no ejecutan una solución. De ahí que hayamos realizado una nueva denuncia ante Inspección de Trabajo en torno al tema.

Precisamente los residentes son uno de los grupos con los que se está realizando mayor actividad en este tiempo, pues se acumulan los problemas. Junto al ya citado de las camas calientes, nos estamos encontrando con que no se ofrece contratos atractivos a los residentes que terminan su formación especializada; sorprende la incapacidad de nuestros gestores sanitarios para mantenerles entre nosotros, mientras otras CCAA les hacen ofertas más apetecibles. Por otro lado, es importante que se pueda impulsar un ámbito de regulación específica y diálogo en torno a la formación especializada, como el que se abrió ayer tras la presentación de la propuesta de convenio MIR por parte del Comité de Empresa. Inmenso trabajo, en el que AMYTS y, sobre todo, los propios residentes, han tenido un protagonismo especial. Y también se ha reforzado la actuación de parte de los candidatos a nuevas plazas, con la nueva que la Confederación Estatal de Sindicatos Médicos, en la que AMYTS se encuentra integrada, ha remitido al Defensor del Pueblo para que intervenga en el asunto de la elección de plaza de esta convocatoria que aún está en marcha, y que tantos temores suscita entre los interesados.

Por otro lado, y una vez que se comienza a respirar tras el primer embate de la crisis COVID-19, vamos tratando de recuperar actividad en otras áreas AMYTS. Y así, hoy hemos comunicado a nuestros afiliados la oferta formativa que seguimos manteniendo en relación a los procesos selectivos de Medicina Interna, Cirugía General y Cirugía Ortopédica y Traumatología, que han aminorado un poco la marcha durante esta crisis y van recuperando poco a poco su nivel normal de actividad. También les hemos comunicado las ofertas que algunas entidades universitarias, como la Universidad Internacional de la Rioja o la Universidad Pontificia de Salamanca hacen a nuestros afiliados, en temas de interés como la Gestión Clínica, la Bioética o los Cuidados Paliativos. La colaboración en el seno del campusCESM también se ha reanudado, y ya estamos trabajando en la oferta formativa de los próximos meses para nuestros afiliados.

Finalmente, en nuestra revision de la página de documentación técnica sobre coronavirus del Ministerio de Sanidad hemos encontrado un nuevo resumen visual, de anestesia en obstetricia y una actualización del Procedimiento para el manejo de cadáveres de casos de COVID-19.

Compartir:

Deja una respuesta

¡Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia en esta web! Si sigues navegando, consientes y aceptas estas cookies en tu ordenador, móvil o tablet. Más información sobre las cookies y cómo cambiar su configuración en tu navegador aquí.

x