CON FIRMA. “Yo voy a hacer la huelga. ¿Y tú?”, por Alfonso López

0

AMYTS ha anunciado que convoca una huelga en Atención Primaria. Bueno, para ser más exacto, reconvoca una huelga que se paró por la firma de un documento con la Administración en el que se recogían unas medidas retributivas y organizativas que se tenían que haber puesto en marcha en el ultimo trimestre del 2020 y que, por supuesto, no se han cumplido… Sólo por ese motivo, por incumplir, por mentir y por engañar, estaría justificado reconvocar la huelga.

Yo creo que motivos para hacer esta huelga hay muchísimos, y también creo que la inmensa mayoría de los médicos de Madrid los conocen y que estoy seguro de que en estos días previos al comienzo de la huelga van a ser recordados hasta el aburrimiento, por lo que no tengo intención de enumerarlos uno por uno, aunque los comparto plenamente.

Quiero con este Con Firma dar un toque más personal, más íntimo, y contar los motivos por los que yo voy a hacer la huelga, exactamente dieciséis (16, sí):

Voy a hacer la huelga porque soy un soñador, un romántico, un defensor de la sanidad pública, un enamorado de mi profesión -la mejor, más humana y más importante del mundo-, un enamorado de la Atención Primaria y un fan de todos los médicos de familia y pediatras que forman esta gran familia.

Voy a hacer la huelga porque llevo 46 años en la asistencia y 25 años en la vida sindical, viendo como poco a poco esta Administración se ha ido cargando la AP y se ha ido cargando a sus profesionales; viendo y comprobando cómo nos ha engañado, nos ha mentido, nos ha ofendido, nos ha machacado, nos ha faltado al respeto, ha incumplido acuerdos firmados y ha permitido agravios comparativos entre los médicos.

Voy a hacer la huelga porque esta Administración ha maltratado a los médicos, ha obligado a trabajar en condiciones penosas, ha permitido demandas asistenciales inasumibles -importándole poco o nada la calidad asistencial que estábamos dando-, no cubre ausencias, ha realizado contratos que han sido un insulto, ha amenazado a los médicos con sanciones si rechazaban esos contratos… ¿Amenazar a sus médicos, a los que se están partiendo la cara, el alma y la vida por sacar adelante la AP?… ¡Vergüenza de empresa, en una empresa privada nos harían la ola! Pero no la ola de la pandemia, no, esa ya nos aburre, la ola que motiva, la ola que se agradece, la ola que te ayuda a seguir y a mejorar si cabe…

Voy a hacer la huelga porque esta Administración ha conseguido que esa puerta de entrada al servicio público de salud ya no pueda acoger mas gente, que la AP esté colapsada, que la AP esté muerta, y ha conseguido que los médicos estén cansados, decepcionados, hartos, deprimidos, que hayan enfermado, que tomen medicación, que no disfruten con el ejercicio de nuestra profesión, que vayan abandonando nuestra Comunidad, que se vayan a otra, al extranjero, a la medicina privada… buscando un trabajo digno, mejor remunerado, que permita la conciliación familiar y profesional. Y lo peor y más doloroso: que abandonen incluso la profesión.

Voy a hacer la huelga porque esta Administración está haciendo sufrir a los médicos, tanto que les está afectando a su vida personal y familiar, a sus parejas, a sus hijos, no es sensible con la conciliación familiar, los médicos están llegando a sus casas sin ganas de nada, solo desean descasar y pensar “Mañana será otro día…” Y eso me duele, pues para mí la familia es intocable, sagrada, el pilar en el que se sustenta mi vida.

Voy a hacer la huelga porque desde siempre he sido un luchador, reivindicativo, asertivo, no he aceptado la imposición, el aquí mando yo, el artículo 33, la falta de diálogo. Siempre me he mantenido firme con mis ideas… Mantengo el mismo discurso desde hace 46 años, no me rindo, no doblo la rodilla, he dormido siempre con la sensación del deber cumplido, con la conciencia tranquila, y quiero seguir haciéndolo.

Voy a hacer la huelga porque tengo ética, humanidad y sobre todo dignidad, esa cualidad individual que cada persona debe tener y mantener a lo largo de la vida y que nos hace que nos comportemos con responsabilidad, honestidad y con respeto hacia nosotros mismos y hacia los demás. La dignidad me ha ayudado a no permitir que me humillen ni falten al respeto, me manipulen o me utilicen, y a tener una serie de valores como la seguridad, el luchar por la igualdad y por la libertad.

Voy a hacer la huelga porque es la última oportunidad de lucha que me queda antes de mi jubilación, porque he participado en todas las huelgas que se han convocado a lo largo de mi vida, porque es el arma legal que tengo para hacer entrar en razones a la Administración cuando han fracasado todas las vías de dialogo y entendimiento. Porque soy coherente con mis ideas después de tantos años de lucha, porque es el pequeño homenaje que me hago a mí mismo antes de abandonar el barco, un sueño, una ilusión jamás cumplida: una huelga indefinida y masiva con todos los médicos unidos, juntos. Sí, voy a hacer la huelga aunque yo ya no pueda disfrutar de las reivindicaciones conseguidas.

Voy a hacer la huelga porque se lo merece esta Administración prepotente, dictatorial, inhumana, insensible al sufrimiento de sus profesionales. Porque no escucha, no dialoga, solo sabe imponer, no es capaz de reconocer el enorme trabajo de sus profesionales, profesionales que nunca fallamos a pesar de las adversidades, que estamos siempre en primera línea, que no sabemos decir que no… Que si faltan compañeros asumimos sus consultas; que si hay que doblar… doblamos; que si hay que prolongar la jornada… la prolongamos; que si hay que ir al Ifema… vamos; que si hay que trabajar sábados y domingos… trabajamos; que si hay que trabajar en Semana Santa… lo hacemos; que si hay que acudir a los centros a pesar de las dificultades extremas para hacerlo por la nevada… acudimos; que si hay que retirar la nieve de nuestros centros para poder abrirlos… la retiramos. Y siempre haciendo nuestro trabajo con buena cara, y lo hacemos porque somos auténticos profesionales, lo hacemos por nuestros pacientes, solo y exclusivamente por nuestros pacientes.

Voy a hacer la huelga porque esta Administración no sabe (o no quiere) reconocer el trabajo y el esfuerzo de sus profesionales. Es rácana, tacaña y egoísta, solo sabe apuntarse al aplauso fácil, salir en los medios alabando nuestro trabajo, a decir que somos héroes, pero es incapaz de gastarse un euro y aprobar una paga COVID como han hecho otras comunidades y otros países europeos para agradecer, y no solo con palabras, el tremendo esfuerzo que llevamos haciendo desde el inicio de la pandemia. Pandemia en la que han enfermado cientos de médicos, y han fallecido casi un centenar, la gran mayoría médicos de familia, a los que desde estas líneas rindo un homenaje póstumo y envío un fuerte abrazo a sus familias.

Voy a hacer la huelga porque esta Administración está robando dinero a sus profesionales desde hace muchos, muchos años: congelando sueldos, recortando pagas extraordinarias, bloqueando y paralizando la carrera profesional durante 10 años, no pagando la carrera a los eventuales e interinos, obligando a emprender demandas judiciales un día sí y otro también con el consiguiente coste económico para conseguir sus derechos, dedicándose por otro lado a despilfarrar millones de euros en Ifemas, Zendales, contratos con hospitales y empresas privadas sin ningún tipo de pudor y simplemente “porque yo lo valgo”.

Voy a a hacer la huelga porque una vez jubilado quiero encontrar una AP curada, viva y en forma porque cuando vaya a mi médico de familia, encuentre que hay un médico de familia en la consulta, que no existen los repartos, que es feliz, que está motivado, que disfruta con su trabajo, que me mire a los ojos cuando le hable, que tenga tiempo para escucharme, explorarme, diagnosticarme y tratarme (en esos 10/12 minutillos que venimos demandando). En definitiva, que encuentre a un compañero que me haga recordar lo feliz que en un momento fui yo también, que me haga recordar la ilusión que tenía recién licenciado cuando me comía el mundo…. Era médico, ni más ni menos. Empezaba una vida profesional apasionante dedicada a los demás, a hacer el bien… ¿Qué mas podía pedir?

Voy a hacer la huelga por mis padres, porque fueron las personas más felices del mundo cuando me licencié en Medicina, porque se lo debo todo a ellos y me inculcaron que trabajase siempre con ética y con humanidad y que no perdiese mi dignidad. Creo que he seguido al pie de la letra sus consejos. Por ellos voy a hacer la huelga: se lo merecen, supongo que estarían orgullosos de mí.

Voy a hacer la huelga por mis pacientes, a los que aprecio y respeto, a los que he procurado atender con humanidad y con calidad, a los que he procurado ayudar a vivir con sus enfermedades y a morir con dignidad. Se merecen una calidad asistencial de primera, se merecen este gesto por mi parte, siempre me han comprendido, me han seguido en las redes, en la prensa, en las televisiones, me han demostrado que me aprecian, que agradecen mi lucha, saben que también lucho por ellos, no les puedo fallar ahora que ya me voy.

Voy a hacer la huelga por vosotros, compañeros, amigos, que vais a seguir en la asistencia, para que hagáis vuestro trabajo en una AP atractiva en la que podáis disfrutar y ser felices, para que tengáis un reconocimiento profesional y retributivo y para que seáis tratados con el respeto que os merecéis.

Voy a hacer la huelga por vuestras familias, por la mía, para que sigáis luchando por la AP, por vuestra dignidad, para que nunca os rindáis… Yo ya no estaré con y entre vosotros, pero os llevaré en el corazón… Nunca podré olvidar lo vivido y me emocionaré con mis recuerdos: 46 años dan para mucho.

Entonces, y para acabar, yo voy a a hacer la huelga aunque vaya solo. ¿Y tú me acompañas? Será un placer contar contigo.

Un fuerte abrazo.

Alfonso López García de Viedma.
Medico de Familia, Cirujano pediátrico
Delegado sindical AMYTS DAE

Compartir:

Deja una respuesta

¡Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia en esta web! Si sigues navegando, consientes y aceptas estas cookies en tu ordenador, móvil o tablet. Más información sobre las cookies y cómo cambiar su configuración en tu navegador aquí.

x