CON FIRMA. “Historia de una respuesta tardía”, por Ana Giménez

0

Lugar: Urgencias hospitalarias, Madrid. Febrero 2020

Los médicos están muy preocupados por la detección de neumonías bilaterales con “mala pinta”. Desde el Gobierno, mensajes de tranquilidad y siempre negando la transmisión comunitaria. Ninguno de los grupos de “expertos” convoca a la Urgencia para que cuenten sus impresiones. Pocos EPIS. No se recomiendan mascarillas a la población.

Mismo lugar. Primera quincena de marzo de 2020

Las urgencias desbordadas. Pacientes por el suelo. Profesionales llorando, impotentes, desesperados. Cambio de tratamientos cada pocos días, de forma empírica a partir de publicaciones con escasos pacientes. Sin sitio para ingresar. Alta mortalidad. Descoordinación. No se hace rastreo de contactos. Seguimos con pocos EPIs. No se recomiendan mascarillas a la población

Mismo lugar. Segunda quincena de marzo de 2020

Estado de alarma. Comienza a bajar el ritmo de llegada de enfermos a las urgencias. Los tratamientos comienzan a funcionar y parece que se empieza a poder influir en la evolución de la enfermedad y la mortalidad comienza a bajar. Llegan más EPIs, todavía malos y escasos. Sigue sin haber una buena coordinación entre centros. No se hace rastreo analítico de contactos. No se recomiendan mascarillas a la población.

Mismo lugar. Abril de 2020

Seguimos en estado de alarma. Continúa de forma clara y tangible el descenso en el número de pacientes. Los tratamientos parecen funcionar cada vez más claramente. Comienzan a llegar en número suficiente a los servicios de urgencias más EPIs. La derivación de los pacientes entre centros funciona de una forma mucho más fluida y los servicios de urgencias se descargan. No se hace rastreo analítico de contactos. Comienza la recomendación de mascarillas a la población.

Mismo lugar. Mayo de 2020

Seguimos en estado de alarma. El número de nuevos pacientes que llegan a urgencias por el Covid es cada vez menor, mucho menor. Apenas llegan nuevos casos. Comienza a bajar el número de pacientes ingresados, de día en día, y los hospitales van recuperando la normalidad. Ahora por fin llegan suficientes EPIs de calidad, ahora. A partir de la segunda quincena del mes por fin se establece el uso obligatorio de mascarillas. Ahora. Por fin comienza el rastreo analítico de contactos. Ahora.

Ahora, cuando parece que la epidemia se está yendo, comienza la respuesta adecuada. Ahora

Ana María Giménez Vázquez
Médico de familia. Tesorera de AMYTS

 

Compartir:

Deja una respuesta

¡Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia en esta web! Si sigues navegando, consientes y aceptas estas cookies en tu ordenador, móvil o tablet. Más información sobre las cookies y cómo cambiar su configuración en tu navegador aquí.

x