AMYTS adoptará medidas legales contra la paralización de los convenios colectivos

0

La paralización de los convenios, un atropello premeditado a los médicos de los hospitales de Fuenlabrada y Fundación Hospital Alcorcón y a los facultativos dependientes del Convenio Único de la Comunidad de Madrid.  AMYTS adoptará medidas legales.

ACTA SANITARIA y la agencia EFE (con ecos en ABC, DIARIO VASCO, EL COMERCIO DIGITAL, EL CORREO DIGITAL, IDEAL DIGITAL, LA RIOJA, FINANZAS, HOY DIGITAL, LA VERDAD, EL NORTE DE CASTILLA, LAS PROVINCIAS, LA VOZ DIGITAL, DIARIO SUR, EL DIARIO MONTAÑÉS), entre otros medios, se hacen eco de la nota de prensa en la que, ayer, AMYTS refiería que ha encargado a su Servicio Jurídico la valoración y posibles medidas legales ante la resolución de la Dirección General de la Función Pública de la Comunidad de Madrid, de fecha 9 de julio de 2013, por la que se establece un "régimen transitorio" como consecuencia de la paralización de aplicación de los convenios colectivos, según la Ley estatal de Reforma del Mercado de Trabajo -Ley 3/2012, de 6 de julio del año pasado-. El sindicato médico explica su postura, al entender que por parte de la Administración se ha obrado con "mala fe negociadora", dado que "los convenios de la Fundación Hospital de Alcorcón y Hospital de Fuenlabrada estaban a la espera de firma con anterioridad a la fecha del 8 de Julio de 2013, retrasando la misma y dando lugar con ello a la aplicación de la citada resolución".

La Asociación de Médicos y Titulados Superiores de Madrid (AMYTS), sindicato mayoritario entre los médicos de la sanidad pública de la Comunidad de Madrid, ha encargado a su Servicio Jurídico la valoración y posibles medidas legales a tomar, al entender que por parte de la Administración se ha obrado con "mala fe negocial" dado que los convenios de la Fundación Hospital de Alcorcón y Hospital de Fuenlabrada estaban a la espera de firma con anterioridad a la fecha del 8 de Julio de 2013, retrasando la misma y dando lugar con ello a la aplicación de la citada resolución.

Los profesionales de los 6 nuevos hospitales, actualmente en proceso de privatización si la Justicia no lo impide (AMYTS y otras instituciones tienen presentados varios recursos contencioso administrativos con petición de suspensión cautelar), carecían de convenio colectivo pero tienen sus retribuciones ligadas al Convenio Colectivo del Hospital de Fuenlabrada, razón por la que están directamente afectados, máxime cuando se encuentran en una situación tan precaria e insegura como la que viven derivada de la privatización.

Acceso a la resolución de la Dirección General de la Función Pública de la Comunidad de Madrid de fecha 9 de julio de 2013

 El 9 de julio AMYTS publicaba la siguiente noticia:

Incertidumbre ante la suspensión de los convenios colectivos

  El 8 de julio, finalizó el límite de un año dado por la reforma laboral a la prórroga automática de los convenios denunciados y pendientes de renovación, periodo conocido como ultraactividad, y se abre un periodo de incertidumbre y previsible litigiosidad en el que muchos trabajadores podrían ver decaer el convenio que les ampara, con la consiguiente pérdida de derechos laborales.

En el ámbito nacional esto afectará a todos los puestos de trabajo laborales en los servicios de salud de las distintas comunidades autónomas.

En el caso de la Sanidad madrileña, afecta al Convenio Único de la Comunidad de Madrid; es decir, al Gregorio Marañón y los centros dependientes de la Comunidad antes de las transferencias, a la Fundación Hospital de Alcorcón, al Hospital de Fuenlabrada y a los seis nuevos hospitales que no han llegado siquiera a tener convenio.

Compromiso por la negociación

La duda ahora es saber qué ocurrirá con estos convenios colectivos. Para evitar un decaimiento masivo y un estallido de conflictividad, patronal y sindicatos firmaron el pasado mes de mayo a nivel confederal el ‘Acuerdo sobre ultraactividad de los convenios colectivos’, como parte del II Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva (II AENC). Su pretensión era crear un clima de confianza mutua y un compromiso para agotar las negociaciones en los procesos de renovación de convenios vigentes más allá del límite establecido por la reforma laboral.

Reforma laboral

A la pregunta de qué ocurrirá a partir de ahora, fuentes sindicales admiten que se abre un escenario muy complejo. La aplicación estricta de la reforma laboral abre la puerta a que se decaigan miles de convenios y a que millones de trabajadores pierdan así los avances logrados en materia de salarios, jornadas o libranzas, ya que en ausencia del convenio de empresa, se acogerán al de ámbito superior, y, de no haberlo, al Estatuto de los Trabajadores, en el que se recogen los derechos mínimos de los empleados.

Con todo, los sindicatos han indicado que el 8 de julio "no es el final de nada", sino "un punto y seguido". Según han explicado, en primer lugar, en el caso de que no se haya pactado esta prórroga en la negociación ni se haya recurrido a una mecanismo autónomo de solución de conflictos, habrá que estudiar caso por caso, porque algunos convenios colectivos contaban desde el inicio con cláusulas que los prorrogaban explícitamente hasta que no hubiera un nuevo convenio.

Fuentes: ACTA SANITARIA, 11-07-2013; EFE, 10-07-2013; EL ICEBERG DE MADRID, 11-07-2013; SANIFAX, 11-07-2013 (pág. 65 de la edición impresa)

Fuentes: Elaboración propia. También EL MUNDO, 09-07-2013; ABC, 09-07-2013

Compartir:

Deja una respuesta

¡Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia en esta web! Si sigues navegando, consientes y aceptas estas cookies en tu ordenador, móvil o tablet. Más información sobre las cookies y cómo cambiar su configuración en tu navegador aquí.

x