Ajustes sanitarios al detalle: personal, material, comidas y horarios

0

El diario EL PAÍS ofrece hoy un amplio reportaje sobre cómo se manifiestan los recortes sanitarios en la práctica asistencial de las comunidades autónomas. Según este diario, después de cuatro años de grandes recortes presupuestarios en los que la sanidad pública española ha perdido casi 7.200 millones de euros, retrocediendo a niveles de 2007, llegan los “ajustes al detalle” en materia de personal, material, comidas, limpieza y horarios, entre otros puntos. Los expertos alertan de que, tras los grandes hachazos de los últimos años, si estos microrrecortes no se hacen con cuidado pueden causar mucho daño: “Lo único que podría salvar la situación sería un buen acuerdo de cambios estructurales; en particular la gestión clínica, a partir de una alianza con los médicos y un cambio en la forma de organizar los servicios”, dice José Ramón Repullo, profesor de la Escuela Nacional de Sanidad.

EL PAÍS pone como ejemplos la reducción de servicios periféricos -hostelería, lavandería…- en el hospital general de Alicante; el aviso a los pacientes del hospital Clínico de Valladolid para que lleven almohadas de sus casas -medida rectificada una vez saltó a las redes sociales-; la provisión por parte de las propias familias de pañales para los recién nacidos y de compresas para las madres que acaban de parir en el hospital Vall d’Hebrón de Barcelona; la “preocupante”·falta de cubertería en el Hospital San Pedro de Alcántara; además de otros ajustes “bastante cicateros” como la falta de papel para limpiar el gel conductor que se utiliza en las ecografías en algunos ambulatorios de Alicante; o “si viene un paciente con un golpe no le puedes dar un gelocatil, has de recetárselo”, cuenta el responsable de Atención Primaria del sindicato médico CESM en AlicanteVíctor Pedrera. En el Hospital 12 de Octubre, el personal de enfermería nota que las gasas “ya no son lo que eran”; hace más de un año que los enfermos del Hospital Josep Trueba de Girona ya no reciben un tentempié entre la cena y el desayuno. (…) La percepción de los sanitarios que están sobre el terreno cuando miran a su alrededor es acertada. Los datos de la Encuesta de Población Activa, indica el experto José Ramón Repullo, muestran un descenso del empleo en el sector sanitario y social de entre 40.000 y 50.000 personas. En todas las comunidades autónomas hay quejas porque no se sustituyen las bajas. (…) Además de medidas como éstas, EL PAÍS menciona otras más generalizadas como que los pacientes de Baleares, Galicia, Madrid y Cataluña tengan que pagar por los duplicados de sus tarjetas sanitarias; o la reducción en un tercio, del servicio de limpieza de los centros sanitarios. (…) Y a esto añade que los gestores de algunas autonomías también han decidido reducir los horarios de varios centros de salud, e incluso cerrar algunos puntos de urgencias rurales.

Fuentes: EL PAÍS, 18-03-2014 (págs. 32 y 33 de la edición impresa)

Compartir:

Deja una respuesta

¡Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia en esta web! Si sigues navegando, consientes y aceptas estas cookies en tu ordenador, móvil o tablet. Más información sobre las cookies y cómo cambiar su configuración en tu navegador aquí.

x