EDITORIAL. “Sistema Nacional de Salud: ¿1=18? No, gracias. Mejor 18=1″, por Gabriel del Pozo

1
247 Gabriel del Pozo 3x3 cm

El monstruo en su laberinto; y el tonto en su lío (J. Bergamín)

Estamos en un Estado, eso supongo, aunque a veces me asalten dudas, donde teóricamente tenemos un solo sistema sanitario, todos los días ponderado por nuestros gobernantes como uno de los mejores del mundo -si no el mejor-: nuestro Sistema Nacional de Salud. Pero en la práctica, como en las películas, cualquier parecido con la realidad es pura fantasía.

Ni los usuarios ni los profesionales lo vivimos así. Los usuarios, en nuestro sistema “único” de salud, cuando se desplazan a otra comunidad autónoma empiezan a ver la cruda realidad; si, desgraciadamente, tienen que ser atendidos en ella, no tienen su historial clínico, no vale su tarjeta sanitaria, en muchas comunidades no pueden recoger sus recetas del programa de crónicos, y, lo que todavía es más discriminatorio, no tiene ni siquiera la misma “Cartera de Servicios”. No me van a cubrir las mismas cosas en un sitio que otro. Es como si un partido de futbol tuviera distintas reglas según donde se jugara.

Para los profesionales sanitarios, la misma problemática. De entrada, la mayor afrenta  es la discriminación por lenguaje; lo que como mucho podría ser considerado un mérito, se convierte en un requisito que me priva de poder ejercer en el sitio que quiera y donde todo el mundo me entiende en mi lengua estatal; me impiden opositar y trasladarme… Yo me puedo ir a trabajar a Francia sabiendo hablar francés, pero no me lo impiden si no domino la lengua de las Landas, la Provenza, etc. (en caso de que tuvieran lengua cooficial, que lo desconozco); siguiendo con los paralelismos futboleros, es como si a Messi se le prohibiera jugar en un equipo de Extremadura por no hablar “Castuo”.

Otra discriminación estaría en la “Carrera Profesional”: dependiendo donde esté tengo un modelo, afecta a más o menos colectivos, tiene una retribución, etc. Es mas, en algunos casos, si me traslado, dejo de cobrar carrera durante un tiempo, ya que tengo la mala suerte de haber ido a parar a una comunidad donde está congelada y, por tanto, ni me reconocen nivel ni me lo abonan. “Equidad del sistema”.

Los méritos para “Bolsas de empleo”, si hay suerte de que en esa comunidad y para ese colectivo este desarrollada, así como para las OPE, no son los mismos en todas las comunidades. No hay un baremo único para todo el estado; mis méritos los tengo que presentar en cada sitio donde opto a concurrir, pues no hay una base informática común. Estamos en el siglo XXI, y nuestra Administración solamente se ha quitado los “manguitos” del siglo XIX.

No siempre hay traslados. Madrid lleva sin ofertar traslados en atención hospitalaria desde la OPE “de consolidación” que se convocó en el 2001 y se resolvió en 2006. Pero sí existe desplazamiento en base a la “excepcionalidad del contacto” -tener la relación adecuada- en forma de Comisión de Servicio, que pierde la esencia de la misma para transformarse en un premio al amiguismo.

Yo no quiero 18 sistemas de salud que no son capaces de igualar a los usuarios ni a los profesionales en las cosas más básicas, quiero que los 18 en esencia sean uno en lo común, y luego tengan sus características diferenciales en donde deban tenerlas, nunca en lo básico. Quiero tener una tarjeta sanitaria única, así como una historia clínica electrónica única, que pueda disfrutar de las diferencias que me aporta cada comunidad autónoma en sus peculiaridades, pero que no me amarguen con diferencias en lo básico, ni me estresen más si debo hacer uso del sistema sanitario fuera de mi comunidad.

Quiero tener los 18 sistemas sanitarios, pero que en lo común funcionen como 1 solo.

Quiero un 18=1

Gabriel del Pozo Sosa
Médico de familia. Vicesecretario General de AMYTS

Compartir:

1 comentario

  1. En realidad, la sanidad, a mi entender, debería ser una de las competencias autonómicas que deberían recentralizarse, como la educación.

Respuesta a Ana Gimenez Cancelar respuesta

¡Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia en esta web! Si sigues navegando, consientes y aceptas estas cookies en tu ordenador, móvil o tablet. Más información sobre las cookies y cómo cambiar su configuración en tu navegador aquí.

x