EDITORIAL. “Ahora o nunca”, por Cristóbal López-Cortijo

2
206 Cristobal Lopez Cortijo 3x3 cm

Ha llegado el momento. La situación no nos permite esperar más. Por nosotros, por nuestros pacientes, por la Sanidad Publica de la que todo el mundo presume y a la que nadie defiende, tenemos ante nosotros la oportunidad de revertir la situación. Pero para ello es necesaria una reacción multitudinaria: el 21 de marzo nos tenemos que hacer notar de forma evidente.

Siempre los médicos hemos huido de la huelga. Nuestra responsabilidad, nuestra profesionalidad, la protección de nuestros pacientes y la vulnerabilidad económica han hecho que muchos de entre nosotros rechazáramos la posibilidad de parar nuestro trabajo en reivindicación de nuestros legítimos intereses. Pero ahora es distinto: ahora lo que está en peligro es todo el sistema sanitario.

Han sido muchos años de manipulación política, donde primaban intereses electorales sobre criterios profesionales. Primero nos arrebataron gran parte del control de nuestro trabajo, abriendo centros sanitarios que agotaron los presupuestos con fines puramente políticos; se dejó a la Atención Primaria en un segundo plano, restándole la importancia que debe de tener en la organización sanitaria; no se produjo a la vez una coordinación del trabajo y el uso de los hospitales, dejando a la voluntad del paciente los flujos de atención sanitaria, lo cual condujo a una sobrecarga asistencial de las consultas de los Centros de Atención Primaria, unas Urgencias desbordadas y unas listas de espera en consultas de especialista fuera de toda lógica.

A los médicos nos sustrajeron el control que hubiera podido racionalizar esta situación: nos dictaban lo que podíamos y que no podíamos hacer, desde el principio de nuestras carreras nos adocenaban manteniéndonos en una precariedad laboral extrema, para tenernos controlados, distribuyeron de forma irracional los recursos económicos, provocando que una inmensa mayoría de los profesionales percibieran salarios muy por debajo de un mínimo razonable, complementados en ocasiones con trabajo fuera de jornada repartido de forma injusta y con criterios de nuevo políticos…

En los últimos años se ha añadido a todo esto la crisis económica: “ los españoles no podemos gastar por encima de nuestras posibilidades.” Hecho cierto, por otra parte, pero la Sanidad no tiene por qué sufrir el pleno peso de esta afirmación. Sin embargo, en los presupuestos de cada institución la Atención Sanitaria constituye la parte del león, y las reducciones presupuestarias han sido dramáticas. Se han hecho y se siguen haciendo contratos leoninos, y los médicos hemos sufrido la peor parte del recorte y se nos ha usurpado el protagonismo en la posible reforma que nunca se hizo.

Un país que dedica a Sanidad un porcentaje inferior al de la media de la OCDE ha solucionado el problema reduciendo costes en Asistencia Sanitaria de forma muy importante en los últimos años. Y, claro, los gastos del capitulo I (gastos de personal) son un porcentaje muy alto. No se sustituían las jubilaciones, no se contrataba bajo ningún concepto, las plantillas de los centros sanitarios se iban reduciendo en más del 20%… y todo esto cuando la demanda, por causas demográficas y otras ligadas a la crisis económica, no cesa de aumentar año a año.

Se ha engañado al ciudadano haciéndole ver que la Sanidad seguía pudiendo absorber todas sus demandas, sin restricciones de ningún tipo, al mismo tiempo que se cargaba a las espaldas de los profesionales este exceso de carga de trabajo:

  • forzando las agendas de consulta, lo que ha conducido a una Atención Primaria sin tiempo de atención suficiente, sin sustituciones en bajas y repartos que hacen del día a día de nuestros compañeros un verdadero drama.
  • lo mismo ocurre en la asistencia en Urgencias, donde los profesionales acaban sus jornadas extenuados y acosados por las demandas asistenciales.
  • las listas de espera en consultas y quirófanos primero se han querido resolver forzando un trabajo que ya estaba en sus límites de actuación y, cuando ya era imposible reducirlas por ningún medio, recurriendo al maquillaje de las mismas, si no a su manipulación descarada.

Y en toda esta situación, los profesionales, fieles a sus pacientes, sobrecargados, muy mal pagados, sin posibilidad de reacción, secuestrados en un sistema perverso que les obliga a trabajar por encima de los límites de sus capacidades. Cuando se hace una reforma del horario semanal, en lugar de habilitar más horas para atender la sobrecarga asistencial, no se les permite trabajar más, sino que se les detrae una importante parte de su salario en actividades fuera de horario. Una manipulación maquiavélica de los problemas.

Pero ahora es el momento de reaccionar ante todo esto. Todos los médicos de España estamos en la misma situación, y a todos se nos convoca el día 21 de Marzo para que nos manifestemos . Todos nosotros sabemos que esto es así y no podemos seguir callados, las circunstancias de nuestro trabajo no pueden sino empeorar si no hacemos algo por detenerlo.

Después de años de gobiernos monolíticos, de uno u otro color político, la situación parlamentaria en todo el país es favorable a que se recojan nuestras justas quejas. Como decíamos desde estas mismas páginas, la Administración no se lo espera, lleva muchos años confiando en nuestra docilidad, y depende cada vez más de una sociedad que nos apoya.

Tenemos que decir a gritos, que esto va camino del desastre POR NOSOTROS, POR NUESTROS PACIENTES Y POR LA SANIDAD DE NUESTRO PAÍS.

Cristóbal López-Cortijo y Díaz de Salazar
Especialista en ORL, Hospital Universitario Puerta de Hierro-Majadahonda. Vicepresidente de AMYTS

Compartir:

2 comentarios

  1. Victoria Magirena Varela en

    Doctor/es ya iba siendo hora que los profesionales claves del pilar Sanidad, dijeran a los politícos de uno y otro signo¡ basta ya de manipulación de votos! ¡basta ya de querer salir en una foto que nos habéis robado durante muchos años a base de amordazar con el miedo a una mayoría silente informada a la hora de los informativos!

Deja una respuesta

¡Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia en esta web! Si sigues navegando, consientes y aceptas estas cookies en tu ordenador, móvil o tablet. Más información sobre las cookies y cómo cambiar su configuración en tu navegador aquí.

x