CON FIRMA. “En torno a los riesgos psicosociales de nuestra profesión”, por Carolina Pérez

0
342 Carolina Perez 3x3 cm

Nos encontramos en un momento de crisis en la Sanidad. De crisis profesional vivida y sentida por la gran mayoría de los profesionales que en ella trabajamos, sea en rama especializada o en rama de Atención Primaria.

Por ello los llamados riesgos psicosociales entran a formar parte de nuestra vida profesional sin quererlo. Y debemos reflexionar ante ello. No podemos quedarnos de brazos cruzados y tolerarlo. Y tras la reflexión tomar medidas entre todos. Medidas que desde AMYTS llevamos promoviendo desde hace mucho tiempo, potenciando la Salud laboral y la Prevención de Riesgos laborales y dando forma y luchando en los Comités de Salud laboral, elaborando y ayudando en todos los protocolos que ante estos riesgos la empresa se ha dignado a sacar y que empezamos a llevar a la práctica.

En este número y los dos siguientes, en el capítulo de Salud laboral de la Revista, vamos a desarrollar lo que son los factores y los riesgos psicosociales y de qué manera la Administración puede tomar cartas en el asunto para intentar acabar con esta lacra que nos acompaña y que nos hace daño a todos y cada uno de nosotros de una u otra manera, y que en ocasiones no somos siquiera conscientes de ello, sin pararnos a pensar que existe solución.

Me atrevo a decir, sin gran esfuerzo, que la situación en el ámbito de la sanidad pública en cuanto a riesgos psicosociales se refiere necesita de medidas de mejora importantes, y que tenemos mucho camino por recorrer para poder concienciar a la Administración y a los trabajadores de que los riesgos psicosociales existen y que los sufrimos de una manera u otra prácticamente la totalidad de los trabajadores. ¿En qué puesto de trabajo no hemos encontrado fallos en la climatización, iluminación, infraestructura de las consultas…? ¿A quién de nosotros no nos falta tiempo en el trabajo para poder hacer este lo mejor posible, pudiendo tomar decisiones en un tiempo razonable y pudiendo descansar en nuestras jornadas laborales?

Trabajamos los médicos para y por la salud de la población, y esa no es una tarea fácil , no es una tarea sencilla. Es una tarea que exige mucha concentración, tiempo para el estudio, tiempo para la reflexión, tiempo para el razonamiento y la búsqueda de las mejores soluciones para cada uno de nuestros pacientes, porque todos sabemos que los pacientes no son números y que no existen enfermedades, sino enfermos. Enfermos que requieren tiempo y dedicación.

¿Y nos vemos apoyados por la empresa? ¿ Nos sentimos reconocidos por los jefes, por la Administración? ¿ Nos promocionan lo suficiente? ¿ Nos dan tiempo para la formación? ¿ Nos dan la información que nos merecemos como trabajadores?

Creo que ante todas estas preguntas no hace falta dar aquí una respuesta, porque la respuesta la sabemos todos.

Y todo ello nos lleva ¿a dónde? A los llamados riesgos psicosociales de los que antes hablábamos: al estrés, a los conflictos, al acoso, al síndrome del quemado, y de ahí a la ansiedad, la depresión, las bajas laborales por enfermedades, el aumento de accidentes de trabajo y una larga lista de consecuencias que en algún momento todos nosotros hemos padecido o visto padecer a nuestros compañeros.

Considero que esta situación requiere medidas. Medidas que la empresa debe tomar y no toma. Medidas que nos permitan trabajar en las mejores condiciones para poder evitar todos estos riesgos psicosociales , riesgos con los que convivimos a diario, y que casi hemos hecho nuestros, hemos normalizado, solo quejándonos en las salas de café y en los pasillos, pero contra los que debemos luchar y pelear para hacerlos desaparecer, para que la empresa nos respete, nos tenga en cuenta y nos apoye.

Carolina Pérez de la Campa
Médica de familia. Delegada AMYTS de PRL, DAN

Compartir:

Deja una respuesta

¡Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia en esta web! Si sigues navegando, consientes y aceptas estas cookies en tu ordenador, móvil o tablet. Más información sobre las cookies y cómo cambiar su configuración en tu navegador aquí.

x